Un encuentro inesperado parte 2

Un encuentro inesperado parte 2

La mañana del domingo me embargaba una sensación de alegría por las dos noches de pasión que había pasado, y tristeza por que era el último día que estaríamos juntos, eran las 9:00 de la mañana me desvele por que entró el rayo de sol en la habitacion allí tumbado en la cama, tenía a mi tigresa rodeandome el cuello con sus brazos, aproveche que estaba dormida para separarle el pelo que tapaba aquel rostro de muñeca, y admiraba como dormida era capaz de desprender esa pasión en mi, que sólo pensaba en devorarla una y otra vez así estuve casi media hora hasta que se espabilo y mirándome a los ojos, sin mediar palabra acerco sus labios a los míos y se fundieron en un beso

lleno de pasión, nos dimos los buenos días y nos levantamos de la cama ambos sabíamos que era la última mañana que pasaríamos juntos y eso en parte nos apenaba pero en el recuerdo quedaban esos encuentros sexuales, del cual ninguno olvidaría nos duchamos juntos con un poco de
tonteo entre los dos, y bajamos a desayunar, como iba a ser el último día le dije, que esperase que

traería el desayuno, salí y me acerque a la churreria que estaba dos calles más arriba, cuando volví nos tomamos el chocolate con churros, y seguimos contándonos intimidades había que ver hasta
desayunando churros era puro erotismo jajaj, yo no dejaba de pensar en las veces que tubo mi churro en la boca y quería ser ese churro con chocolate en sus labios, ella veía que tenía la mirada de pervertido y sonrió, me da que me leyó la mente pues acto seguido se puso toda insinuante, y cojiendo el churro se lo pasaba por la boca jugando y mirando me dice no me digas que no estas

pensado lo mismo, yo esboce una sonrisa y con la mirada se lo estaba corroborando, allí en la cocina ella se separa de la mesa y con una braguita de leopardo y camisón de satén blanco coje se quita el camisón dejando sus pechos al aire y con el churro en la mano empezó a pasarlo entre sus pechos y que rica visión mojo en chocolate el churro y asiendo un ocho entre sus pechos me dice ven y lamemelos, me repuesto sobre ella para saciar su deseo, que rico lamer esos pechos cubiertos de chocolate mmm..y eso que con la comida no se juega jajja, pero no podíamos desperdiciar aquella ocasión me quita la camisa y mojando su dedo en chocolate me lo pasa por el torso, mojando bien los pezones donde ella se entretubo lamiendolos siguio jugando y esta vez bajo a mi entrepierna la cual ya quería salir, y bajando la cremallera vio como se intentaba zafar del bóxer desabrocho el botón del pantalón cayendo al suelo, ya solo quedaba liberar aquel pene erguido de su encierre me baja el bóxer y allí desafiante estaba erguido cual caballero medieval, esperando a la batalla ella cojiendo un poco más de chocolate me unta el pene, que sensación más placentera cuando termina de

untarlo, acerca su lengua y cual colibrí recomiendo néctar usa moviemientos rápidos y cortos en la punta de mi pene, el cual hace que se endurezca más ella se da cuenta y empieza a acercar su boca abierta y metiéndosela cm a cm dentro saborea la mezcla de chocolate y fluido hasta llegar al fondo cuando la saca, no queda rastro del chocolate aora esta toda dentro de su boca y la comisura de sus labios da buena cuenta se ello, yo la levanto y poniéndola sobre la encimera le bajo la braga y le unto de chocolate su sexo, el cual seguidamente empiezo a lamer que bueno estaba ese sexo la notaba mojada de sus fluidos y saboree tanto que la deje limpia de chocolate, tal calentón teníamos que de la encimera la pase a la mesa poniéndola bocabajo y penetrandola por detrás, la mesa se tambaleaba tanto que parecía que se rompía, después de varias embestidas por detrás le doy la vuelta y la pongo encima de la mesa sus piernas apoyadas en mis hombros, que penetrar más

placentero ella seguía echándose chocolate en los pezones los cuales no dejaba chupar como se ponían de duros, que rico sonido el choque de mi pene entrando en su sexo ella gemia de placer, cuando ya estaba a punto de reventar senda saco y se pongo entre sus tetas, que rica paja me hace con sus pechos entre subida y bajada aprovechaba para chuparla, cuando termino de pasearme con sus pechos, ella toda fiera desbocada me sienta en la silla y ella de rodilla me realiza tal felacion que rompe todos mis esquemas, que manera de mamar y cada vez mis huevos más duros, hasta que me dice descargamela toda dentro quiero tomarla toda, descargo dentro de su boca la cual engullia cual boa constrictor a su presa hasta que salió la última gota la cual no dejo escapar y relamiendose los labios, me dice que buen desayuno me has dado hoy no lo olvidaré, y nos despedimos pues ella iba a comer a casa si madre y de recojia a sus niños, no sin antes besarnos por última ves... O no

Publicado por: juan8264
Publicado: 29/12/2018 09:36
Visto (veces): 288
Comentarios: 2
A 9 personas les gusta este blog
Comentarios (2)

chicasexy39 | 06/01/2019 21:47

Pues siii, muy buena mezcla, sin duda!! Tremendo fin de semana lleno de pasión y morbo!! Gracias por compartirlo 💋💋

juan8264 | 06/01/2019 21:49

Gracias a ti, por leerlo muy agradadecido 😘😘saludos

mismo | 06/01/2019 20:31

Interesante mezcla de morbo, comida y chocolate, tomo nota, gracias

juan8264 | 06/01/2019 20:36

Jajaja, gracias me alegro te haya gustado, de pequeño me decían que no jugase con la comida, pero ya ves, de mayor aprende uno que según que comida se puede jugar y pasarlo muy bien wajajajaja saludos

mismo | 06/01/2019 20:44

A veces las reglas hay que romperlas jiijiijiijij

juan8264 | 06/01/2019 21:32

Jajaja pues sí, 😂😂

Nuestra web, como todas las webs del mundo, usa cookies. La Unión Europea nos obliga a poner este molesto aviso. Más información