segunda experiencia

segunda experiencia

Ya había tenido una experiencia con un chico jovencito, y aunque no esperaba volver a tener otro encuentro con un tío, ocurrió que llevaba tiempo sin follar y como que no había manera de tener sexo con el animal más bello de la creación que es la mujer. Me sentía de mal humor, y hasta sin ganas de trabajar, cosa rara en mí. Me preocupo cuando rechace la invitación para ir a tomar unas cervezas con mis amistades, cosa casi siempre altamente improbable pues aunque la edad ya no permite exceso, ese rato de charla y compañía vale oro.
Ya en casa y después de almorzar me sentía con ese “no sé qué” y se me ilumino la bombilla de poner varios anuncios de contactos y decidí directamente poner uno en el apartado gay para ver que resultaba. El resultado fue que mujeres cero y gay contestaron unos cuantos. Espere por si alguna mujer se decidía y no había manera así que decidí desahogarme sin más.Por donde empezar, hubo uno con el que senti más feeling en incluso me mando unas fotos suyas desnudo y tenía un culito que me llamo poderosamente la atención.  Resultaba encima que tenía sitio para poder disfrutar del encuentro y no me lo pensé dos veces, me vestí ligero y allí que fui.
Lo recogí en el punto de encuentro convenido y mientras nos dirigíamos al lugar de relax, hablamos someramente sin mucho detalle, y me confesaba que no buscaba sexo directamente. No se eso me mosqueo un poco, pero bueno a ver qué pasaba. Aparcamos en la carretera y hubo que subir una rodadera que dada mi gran forma física, casi acaba conmigo, pero bueno mientras él me contaba lo que quiso contarme,   recupere el aliento cosa que él se percato rápidamente, y salto sobre mí a besarme y magrearme, menos mal que no quería sexo directamente si no me baja los pantalones en medio del camino.
Estuvimos allí un rato besuqueándome y magreandonos, pero yo no podía ya con la polla en la ropa y en un periquete ya estaba en pelotas, y con su boca dando buena cuenta de mi polla, como me la chupaba, era un artista. Jugaba con mis pelotas, y se metía la polla completa en la boca. Mientras yo jugaba con su culo y le metía dedos por el ojete a lo cual el reaccionaba con gemidos. Pero llego el momento estocada, y el se me puso a cuatro patas totalmente abierto para recibirme y así lo hice. Lo malo es que estaba tan caliente que no dure mucho y me corrí dentro de su culo en 5 o 6 embestidas. Me limpio como disfrutando de mi cuerpo y se limpio sacando los resto de mi leche de sus adentros, hablamos un poco allí en pelotas y el abrazado a mi, hasta que cogi resuello y decidí que era mejor irse.  Ya cuando lo deje en su punto de retorno me dirigí a mi casa ya más tranquilo y pensando en el asunto. Me encantan las mujeres y disfruto mucho mucho más del sexo con ellas, pero cuando tengo un apretón salvaje me cepillo a lo que trinque por delante, antes no me había ocurrido, y no se que pasara en el futuro, pero en aquel momento me iba aliviado para mi casa y esa noche si acepte la invitación a cenar de un matrimonio amigo, pero tranquilos no paso nada.

Publicado por: auritaloco
Publicado: 11/06/2022 10:33
Visto (veces): 360
Comentarios: 1
A 11 personas les gusta este blog
Comentarios (1)

rui | 16/06/2022 09:41

Qué bonita experiencia y qué sabía es podría ser no poner puertas a lo que nos gusta, solo por el qué dirán o por seguir el dictado del rebaño

Nuestra web sólo usa cookies técnicas para el correcto funcionamiento de la web. Más información